Preparación de un Ritual

Los rituales están conformados por una serie de pasos específicos, se debe de tener especial cuidado de llevarlos a cabo todos y cada uno de ellos de manera apropiada. Un ritual donde no se hacen las cosas correctamente o se hace a medias, es imposible que tenga un resultado exitoso.

Teniendo en cuenta lo anterior, antes de nada, se debe de pasar por una etapa para preparar un hechizo en donde se debe de seguir estos consejos:

Lo más importante al comenzar, es que debes de encontrar el lugar ideal para realizarlo. Asegúrate de que el lugar que has elegido sea fijo, es decir, que no empiece en un lado distinto a donde termina. Debe de realizarse en un lugar especial. También hay que evitar elementos que puedan distraernos o llamar nuestra atención mientras realizamos el hechizo. Un ritual que se interrumpe pierde su efecto, por eso busca un lugar tranquilo, donde no entren otras personas, no haya ruido y donde no haya químicos, papeles, cartones que puedan incendiarse, especialmente con las velas.

Consejos a la hora de preparar un ritual

Busca una mesa amplia para realizar el ritual. La mayoría de los rituales no deben de hacerse en el suelo, a menos de que el ritual que vayas a hacer lo pida. Evita que otras personas o animales te toquen o estén muy cerca de ti mientras estás haciendo el hechizo. Y como ya hemos recomendado, no interrumpas el ritual hablando o contestándole a otra persona, al teléfono … debes evitar todo contacto con el exterior.

Parte de la preparación de un ritual incluye que tengas todos los elementos necesarios. No está permitido que una vez llevando a cabo el ritual, alguien tenga que ir a buscar algo olvidado. Debes tener en cuenta que hay elementos que se pueden ir consumiendo a lo largo del ritual como las velas, así que siempre prever esto y tener de repuesto a la mano.

Evita usar elementos que no estén especificados en los rituales, por ejemplo hay quienes dicen que se pueden sustituir hierbas por inciensos, o que se puedan sustituir velas de un color determinado por blancas. Esto es falso.

No puedes sustituir los elementos que te falten en los rituales. Sin embargo, en el caso de elementos con vida, como las flores, podrías llegar a sustuirlas por romero. Evita rituales malignos que tengan que ver con sacrificar o herir un animal, insecto o persona. En ese caso estarás utilizando magia negra, hechizos utilizados para atraer energías malignas. Lejos de solucionar tu problema o situación, lo empeorarán, dado que estarás tomando una vida que no te pertenece. Está prohibido usarlos para cualquier tipo de ritual sin excepción alguna.

Por último, los elementos de los rituales que vayas a usar tengan solo el propósito de hacer un ritual. Por ejemplo, no uses flores o plantas de tu jardín, no uses ni velas, ni vasos, ni platos que sean de tu casa. Siguiendo al pie de la letra estos consejos, tus rituales serán completamente efectivos.

Sencillos amuletos, rituales y hechizos.